Inicio Crítica Ghost in the shell, Cyberpunk diluido

Ghost in the shell, Cyberpunk diluido

400
0
Compartir
Ghost in the shell

A estas alturas todos sabemos que cuando se parte de un material original tan venerado como el anime de Mamoru Oshii, y por extensión el manga de Masamune Shirow, es normal encontrar cierto recelo entre sus seguidores al anunciarse nuevas versione$$ como la de Ghost in the shell.

En 1989, la revista japonesa “Young Magazine” publicaba la primera de las dos complejas entregas del manga creado por Shirow: un mundo futurista donde la conciencia (ghost) podía transferirse a cuerpos artificiales (Shell) y los “cyborgs” velaban porque todo fuera como diría Aldous Huxley, un mundo feliz.

Junichi Fujisaku retomaría la serie en 2013, el éxito vendría gracias al filme animado de Oshii y sus dos secuelas, una de 2004 y otra de 2015. Un par de series de televisión contribuirían a hacer más grande la leyenda.

Ghost in the shell

Habrá algunos que mencionen como referencia principal de Ghost in the shell a la cinta de  culto de Ridley Scott “Blade Runner” de 1982, pero hay más referentes: El principal de ellos es la literaria trilogía del “Sprawl” escrita por William Gibson, el padre del “cyberpunk”. Ese universo narrado con estructura de thriller (con realidades virtuales, seres artificiales y confusiones entre máquinas y humanos, chequen chequen.

También te puede interesar: La Llegada, ciencia ficción para pensar

Ahora bien, para fans todavía más clavados hubo un antes y un después del estreno del anime en 1995, influyendo de manera inevitable en el cine: En ese mismo año, Kathtyn Bigelow estrenaba (con guión de su en ese momento esposo James Cameron) “Strange Days”, también centrada en la realidad virtual y en las experiencias sensoriales intercambiables.

Matrix, la cinta más deudora de Ghost in the shell

Con todo, sería “Matrix” (de los hermanos Wachowski, en 1999) la obra más deudora de “Ghost in the Shell”. Todos los títulos que imitaron a “Matrix” desde entonces ampliarían ese tsunami viral que llega hasta nuestros días.

El proyecto de llevar al cine no animado este thriller futurista de Shirow no es nuevo: El propio autor confeccionó el guión para un filme que nunca llegó a realizarse. Hollywood lo intentaría en los años 90s con James Cameron como director, pero el largo proceso de negociación para adquirir sus derechos le hicieron abandonarlo, decidiéndose por “Avatar” (2009).

En 2008, Steven Spielberg (que sonó como director, no en vano algo sabía sobre “Inteligencia Artificial”, pregúntenle a Stanley Kubrick) y su productora Dream Works acabaron convenciendo a los propietarios del copyright nipón.

Ghost in the shell

Sería Spielberg quien le ofrecería el reto al británico Rupert Sanders, tras ver su “spot” para el videojuego “Halo 3 ODST”, con experiencia en publicidad y un solo largometraje en su haber “Blancanieves y la leyenda del cazador”, 2012.

Algo a favor de Ghost in the shell que también hay que destacar es el hecho de que por suerte, el aficionado a este tipo de relatos  no suele tener miedo alguno a enfrentarse a productos de esta índole, pero a su vez, suelen ser los más críticos en cuanto el material presentado no los satisface completamente.

Pocos se perderán este acierto del director Rupert Sanders a la hora de contar, con los medios de hoy y la impresionante gama de efectos especiales, que se pueden crear ya hoy en día, un relato que huele ya a otra época.

Ni las prisas del calendario hollywoodense, ni las polémicas surgidas alrededor del proyecto han empañado esta historia sobre un “cyborg” que intenta descubrirse dentro de un cuerpo prestado. La Mayor, interpretada por Scarlett Johansson, ha sufrido los cambios canónicos más prominentes respecto a la obra original.

Si se hace un esfuerzo para perdonar estas pequeñas alteraciones, su nuevo perfil encaja en la brillante traslación de un universo con el que los amantes del género se sentirán como en casa. Su diseño de producción acierta cuando arriesga, que es en casi todas las escenas y el desarrollo de la cinta.

Ghost in the shell: Un producto audaz, llamativo y memorable

Desde la valiente caracterización de los personajes, a los modelos rectangulares de vehículos, pasando por mantener en japonés las intervenciones del siempre agradecido/bienvenido  actor/director Takeshi Kitano, ésta “Ghost in the Shell” ha resultado ser un producto audaz, llamativo y memorable.

Ghost in the shell

Sin dejar de mencionar a Juliette Binoche quien también presta su elegancia francesa a la película, acaso un guiño más a la ciencia ficción futurista gala.

Debemos apuntar también el hecho de que cierta espiritualidad que se reflejaba en la obra original, aquí es cambiado por más acción (no deja de ser un “blockbuster made in Hollywood”), haciendo que todo sea un poco más banal y menos profundo.

La protagonista Scarlett Johansson, luce increíble, pero nos deja la sensación en todo momento que seguimos viendo a su personaje Vengador de “Black Widow”,  o su interpretación de la cinta de 2014 “Lucy” con ese látex tan ajustado, aunque no he escuchado a ningún fan quejarse al respecto.

Y no, aquella inefable remezcla de Steve Aoki del inolvidable tema principal de Kenji Kawai no aparece en la película. Hasta en ese punto han sido cuidadosos. Ahora bien, si la cinta triunfa en taquilla supondrá un espaldarazo para otras adaptaciones de mangas o animes que llevan tiempo dando vueltas por Hollywood.

La más veterana es “Akira”, la obra de Katsuhiro Otomo lleva ya una larga lista de directores caídos en batalla. Así que, querido lector/a nos encontramos ante una cinta que debe verse en pantalla grande, con muy buena compañía y un bote grande de palomitas, dispuestos a pasar un grato y ameno momento en la oscuridad de la sala de cine, para amenizar esa posterior charla enriquecedora que a veces se llega a tener…

 

Acerca de José Luis Ahumada

José Luis Ahumada ha escrito 91 entradas en este blog.

En un principio asistente de programación en Canal 22, investigando y redactando reseñas cinematográficas, a la vez que trabaja como researcher en la Cineteca Nacional en diversas investigaciones y en el programa mensual.
En Film Club Café lleva diez años impartiendo cursos de manera ininterrumpida, donde se han dado cita cineastas tan diferentes como Andrei Tarkovski, Roman Polanski, David Lynch y diversos módulos de géneros cinematográficos e Historia del cine.
En el colegio CCH Naucalpan, ha impartido diversos cursos , sobre todo para la docencia donde se han tocado temas como El Film Noir y demás géneros y cineastas muy específicos. En Editorial Mina lleva cerca de 6 años publicando de manera esporádica radiografías sobre historia de la música coordinando, escribiendo, diseñando y dirigiendo la publicación Monstruos del Rock y Hombres y Mitos.

Compartir
Artículo anteriorNissan Rogue se une a la batalla de Rogue One: Una Historia de Star Wars
Artículo siguienteRápidos y Furiosos 8, más de lo mismo, pero con menos autos espectaculares

En un principio asistente de programación en Canal 22, investigando y redactando reseñas cinematográficas, a la vez que trabaja como researcher en la Cineteca Nacional en diversas investigaciones y en el programa mensual.
En Film Club Café lleva diez años impartiendo cursos de manera ininterrumpida, donde se han dado cita cineastas tan diferentes como Andrei Tarkovski, Roman Polanski, David Lynch y diversos módulos de géneros cinematográficos e Historia del cine.
En el colegio CCH Naucalpan, ha impartido diversos cursos , sobre todo para la docencia donde se han tocado temas como El Film Noir y demás géneros y cineastas muy específicos. En Editorial Mina lleva cerca de 6 años publicando de manera esporádica radiografías sobre historia de la música coordinando, escribiendo, diseñando y dirigiendo la publicación Monstruos del Rock y Hombres y Mitos.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here